El Partido Nacional Socialista sueco asiste al mayor evento político en su país.

nordic-resistance-movement-rally
La policía sueca ha permitido al Movimiento Nacional de Resistencia Nórdica Nacional Socialista organizar reuniones y manifestaciones públicas en la Semana Almedalen, el mayor evento político en Suecia.

Según la ley sueca, todas las reuniones públicas y manifestaciones requieren un permiso aprobado por el departamento de policía.

El Movimiento de Resistencia Nórdica busca crear una república, formada por los países de Suecia, Noruega, Dinamarca, Finlandia e Islandia, con el deseo de expulsar a todos los ciudadanos que no tienen un patrimonio étnico del norte de Europa.

El partido es abiertamente nacionalsocialista y declara en su programa que quiere arrebatar el poder de la élite sionista mundial que ocupó la mayoría de nuestro mundo económico y militar. También son francos revisionistas del Holocausto.

La ley sueca y sus fuertes disposiciones para la libertad de expresión hacen que sea difícil para la policía negarle a nadie el derecho de organizar una reunión pública o manifestarse. Siempre y cuando la reunión no constituya un peligro para los participantes o altere gravemente la ley y el orden. El comisionado de la policía a cargo de la seguridad durante la Semana Almedalen, dijo al periódico sueco SvD que la policía tiene un buen diálogo con el partido.

El crítico más feroz de la decisión de la policía es Jan Scherman, anterior CEO de uno de los canales de televisión más grandes de Suecia, TV4. Su documental, “Long Live Democracy”, que examina el estado de la democracia en Suecia, se emitió recientemente en el país. En una de las escenas, Scherman se reúne con miembros del NRM durante la Semana Almedalen del año pasado.

Scherman le pregunta a uno de los miembros del partido si puede responder algunas preguntas sobre la democracia y se encuentra con la respuesta: “No a un judío”. Momentos después, se le dice a Scherman que no tiene un lugar en Suecia porque es un “sionista”

La Semana Almedalen tiene lugar todos los años a principios de julio y es el evento político más importante de Suecia. El año pasado, la Semana recibió más de 4,000 eventos y registró más de 40.000 visitantes. Es vista como una de las plataformas más importantes para difundir mensajes políticos y está ampliamente cubierta por los medios de comunicación suecos.

El evento de este año es especialmente importante ya que las elecciones nacionales suecas tendrán lugar en septiembre. También es la primera vez que el Movimiento de Resistencia Nórdica competirá por las elecciones nacionales.

14 respuestas a “El Partido Nacional Socialista sueco asiste al mayor evento político en su país.

  1. La Brújula 30 julio, 2018 / 2:53 pm

    Suecia, paraíso de la progresía, se ha converitdo en un nido de delicuencia, violaciones, agresiones racistas antiblancas, abortismo, homosexualismo.

    Detrás de este tipo de políticas disolventes existe una figura emblemática, su nombre, Barbara Spectre, esposa del rabino de Estocolmo, la cual nos deleita con las siguientes palabras.

    La Estrategia Judeo-Masónica de exterminar a los pueblos blancos, a las vistas claras, para que después comenten que todo es una conspiración. A confesión de parte, relevo de prueba.

    Gracias a Dios, parece haber un resurgir de los pueblos, espero que este tipo de movimientos se vayan afianzando en todo el panorama europeo y agluitinen a la mayor cantidad de gente posible.

    Es ahora o nunca.

    Le gusta a 1 persona

    • miguel 31 julio, 2018 / 5:54 pm

      Tenemos que elegir ente Nacional socialismo o exclavitud judia o extincion no hay no busque mas solo el nacional socialismo puede liberar y salvar a la humanidad hay que crear un partido de esto pero que se vea claramente que somos nacional socialistas una especie de resistencia alguien se apunta para iniciar esa resistencia y hacer quedadas ?

      Me gusta

      • Fernando 2 agosto, 2018 / 11:25 am

        Yo hacer un partido no, pero hacer quedadas y trabajar para construir sí. ¿Como nos ponemos en contacto?

        Me gusta

  2. Juan José 30 julio, 2018 / 3:58 pm

    Lástima que aquí en España lo único que tenemos de cierto renombre son agrupaciones de extrema-derecha,tan extrañas, tan ajenas, tan opuestas en muchos casos al ideario NS.

    Mi cuello está preparado, Juan,puedes intentar acuchillarlo cuando quieras.

    Le gusta a 1 persona

    • miguel 31 julio, 2018 / 6:04 pm

      Camarada tienes toda la razon hay muchos aqui en españa que van de nacional socialistas y despues van con esvasticas tatuadas bebiendo alcolh y drogandose toda esta gente estaria en un campo de concentracion para ser reeducados porque hitler odiaba la degradacion saludos

      Le gusta a 1 persona

  3. Luis Eduardo Gonzalez 31 julio, 2018 / 4:03 am

    Excelente…., Europa poco a poco esta despertando y actuando; cuando hay una inmensa degradación moral en cualquier lugar, debes buscar al judío que esta detrás de ello y lo encontraras. debemos estar preparados para la mas cruenta lucha, en países como México, Colombia y Brasil donde la criminalidad y el narcotrafico han impregnado las mas altas esferas de sus respectivos gobiernos, proponer un movimiento político Nacionalsocialista, Pro trabajadores costara sangre. debemos estar consientes de esto. pero no hay otra opción para nosotros, somos las fuerzas del bien y luchamos para vencer a las fuerzas del mal. hay que estar dispuestos a hacer el mayor de los sacrificios, por el ferviente amor que tenemos por nuestras patrias y pueblos.
    Se necesitan lideres que nos sepan dirigir y motivar para proponer una inteligente propuesta de política social que beneficien a las mayorías y no a las minorías. tenemos que luchar por el corazón del pueblo con acciones de mejoramiento y solución a los problemas que nos aquejan.
    Debemos unirnos, organizarnos y planificar cada movimiento, tener bien en claro quienes son nuestros enemigos y a donde queremos llegar y para esto echar mano de la FE, LA DETERMINACIÓN Y LA VALENTÍA, con un férreo espíritu revolucionario y combativo. podemos vencer, recordemos que los que cambian al mundo siempre han sido pocos hombres diligentes y obstinados.
    Adelante con la Ideología Hitleriana. ¡¡¡TRIUNFAREMOS!!!

    Me gusta

  4. paco 31 julio, 2018 / 9:19 am

    “son francos revisionistas del” fraudecuento ? te da miedo escribir holocuento ?

    Me gusta

  5. Fernando 31 julio, 2018 / 3:58 pm

    Es esperanzador ver que hay movimientos así en la Europa nórdica. Una pena que, a diferencia de ellos, el nacionalsocialismo no tenga un proyecto de futuro en paises como este.

    Me gusta

  6. Frel 1 agosto, 2018 / 11:44 pm

    “Con el deseo de expulsar a todos los ciudadanos que no tienen un patrimonio étnico del norte de Europa”.
    No se si esto será un error de expresión, porque de lo contrario cualquier ciudadano europeo autóctono que no tuviera el fenotipo nórdico también sería expulsado, lo cual obviamente sería injusto puesto que se estaría marginando a otros europeos, lo contradictorio es que en la fotografía se observa que no tod@s tienen un fenotipo nórdico, no son todos rubios y de elevada estatura.
    Hitler y sus más directos colaboradores tampoco tenían fenotipo nórdico.

    Me gusta

      • Frel 2 agosto, 2018 / 12:14 pm

        Por eso mismo, esa definición del texto es incorrecta, es más vuelvo a recalcarlo, en la misma fotografía se puede apreciar.

        Me gusta

  7. Juan 2 agosto, 2018 / 10:14 pm

    MESUT ÖZIL Y EL MITO ALEMÁN

    “El niño pequeño y moreno de origen turco plenamente integrado en la sociedad alemana como en la selección nacional era el símbolo perfecto para proclamar el fin de los fantasmas del pasado. De las culpas terribles con la raza aria, carnets de limpieza de sangre, niños rubios o cría de cachorros del superhombre. Aquella Alemania no existe”.

    Por Hermann Tertsch, “ABC” Madrid, 29 de julio de 2018.

    El jugador Mesut Özil, al que los españoles conocen bien por su paso por el Real Madrid, es protagonista absoluto del último gran trauma de la sociedad alemana. Es portada en las revistas y en los periódicos más serios y es el gran asunto de debate político, cultural y sociológico en las televisiones y hasta entre los políticos. Y no por el fútbol. Alemania está en «shock» por «la causa Özil», titula Frankfurter Allgemeine. El pequeño futbolista de origen turco ha destruido de un golpe un mito alemán. Un mito que era la mejor bandera de la gran quimera socialdemócrata de la Alemania oficial que pretende que el alemán es un pueblo mestizo, multicultural y eficaz integrador.

    El niño pequeño y moreno de origen turco plenamente integrado en la sociedad alemana como en la selección nacional era el símbolo perfecto para proclamar el fin de los fantasmas del pasado. De las culpas terribles con la raza aria, carnets de limpieza de sangre, niños rubios o cría de cachorros del superhombre. Aquella Alemania no existe. Es más, Alemania, reza el mensaje, es tan impecablemente democrática que quienes llegan de países subdesarrollados, dictaduras y culturas autoritarias en la educación alemana crecen como demócratas, tolerantes y europeos plenamente integrados en una sociedad multicultural.

    Y de repente, en mayo, en plena crisis entre Alemania y Turquía por la agresividad del presidente islamista Erdogan en contra de las críticas de Berlín a la represión de la oposición y la construcción de una dictadura, estalla la bomba. El alemán modélico Özil aparece en unas fotografías de propaganda electoral en demostrativo apoyo a Erdogan. También posaba otro jugador de la selección alemana, Ilkay Gündogan. Pero el turco perfecto era Özil. Y el gran traidor. O el fracaso. Porque pese a su educación democrática y alemana optó por el dictador islamista frente a Alemania. El estupor fue total. En realidad sin motivo: los turcos en Alemania que votan en elecciones turcas siempre son menos laicos y menos liberales que la media en Turquía. Özil, la joya en la selección, el alemán turco perfecto, un islamista con veleidades dictatoriales. ¿Tres generaciones en Alemania y el resultado es este? Su abuelo minero llegó en 1961 a Alemania con una caja de cartón. Su padre, Mustafa, aún nació en Turquía. Lo mandaron en 1967 a Gelsenkirchen, donde en 1988 nacería él, Mesut, la estrella. En un ambiente seguro con educación alemana en el colegio, dominio de la lengua, con doble nacionalidad y plenamente integrado en un ambiente democrático de europeo occidental. Aun así, la estrella, el multimillonario que hoy juega en la Premier, revela estar, y eso es lo grave, donde la inmensa mayoría de los turcos en Europa, mucho más cerca de un islam dictatorial que de una democracia laica. Como la inmensa mayoría de los inmigrantes musulmanes. Pero los mitos socialdemócratas vetan estas verdades en el discurso hegemónico hasta que un Özil las hace estallar en semejante bosque de mentiras e hipocresías multiculturales.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s